Cáritas Elda y Cáritas Villena cierran el curso 2016-17 con una celebración de la eucaristía en sus respectivas localidades, dando Gracias a Dios por el trabajo realizado, las familias acompañadas, los proyectos desarrollados, las vivencias y experiencias compartidas.

Seguidamente se expuso la memoria de actividades del año 2016, concluyendo  con un ágape compartido con toda la familia que componen Cáritas Elda y Villena, voluntarios y voluntarias,  participantes, socios, colaboradores y trabajadores.

El curso 2016-17 ha estado marcado por el compromiso, esfuerzo, identidad, colaboración, acompañamiento, formación, momentos lúdicos y, sobretodo, trabajo en equipo.